MENÚ
CAMBIOCLIMATIC.COM

Oscar Ibáñez:

 

Los mamuts lanudos vagaron por la Tierra hasta que desaparecieron definitivamente hace casi 4.000 años.

Ahora, los científicos han logrado averiguar definitivamente por qué se extinguieron. No fue la caza practicada por los humanos, sino que fue el drástico cambio ocurrido en el clima lo que los mató.

Se ha demostrado que estos animales desaparecieron cuando los icebergs se derritieron y el entorno quedó demasiado mojado para que pudieran sobrevivir, porque su fuente de alimento, la vegetación, quedó prácticamente eliminada.

 

Revivir Mamuts para combatir el cambio climático

Revivir Mamuts para combatir el cambio climático

 

 

TE PRESENTAMOS LOS MEJORES PRODUCTOS ECOLÓGICOS Y BIODEGRADABLES DEL 2021

👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇👇

[amazon table=”827704″]

 

 

UN GRUPO DE CIENTÍFICOS QUIERE RESUCITAR A LOS MAMUTS O MAMMUTHUS  

(EL PROYECTO)

Una empresa estadounidense lleva desde hace varios años con la idea de resucitar a los mamuts, quiere traerlos de regreso para luchar contra el calentamiento global.

Consiste en cruzar el ADN de un elefante de Asia con el de un mamut lanudo con el objetivo de devolverle la vida a este último y enviarlo a la tundra ártica, donde estos animales evitarían que el permafrost se derrita y libere al aire grandes cantidades de CO2, lo cual agravaría el calentamiento global.

Pero este proyecto es cuestionable debido a que no se trata de resucitar a los mamuts, sino de modificar genéticamente a los elefantes, introduciendo unos cuantos cientos de genes de mamuts lanudos.

Es decir, no creará un mamut idéntico a los que habitaron la Tierra hace 10,000 años, sino un elefante resistente al frío con todos los rasgos biológicos fundamentales del mamut lanudo.

El animal que quieren crear ni siquiera sería una nueva especie o un híbrido, sino simplemente un elefante de Asia potenciado con el ADN del mamut para soportar mejor el frío.

Los materiales genéticos que más interesan son el pelo y la grasa del mamut, que permitían al animal adaptarse a ecosistemas fríos.

Entonces, este material se combinaría con las células madre de elefante asiático para crear un embrión, que se introduciría en los elefantes para su gestación o en un útero artificial.

A esto se le llamaría ingeniería genética o tecnología de edición de genes CRISPR:

  • los genes específicos que permitieron a los mamuts sobrevivir en latitudes altas se insertan en el genoma de su pariente vivo más cercano, el elefante asiático.
  • el genoma modificado se implanta en un óvulo de elefante fertilizado, que se implanta en una madre de alquiler de elefante. A partir de ahí, se espera que nazca un híbrido de elefante y mamut.

Beneficios ambientales:

El suelo dejaría de derretirse gracias a la fertilización provocada por su excremento, deteniendo el deshielo parcialmentecapturando dióxido de carbono y evitando la emisión de metano derivado del permafrost.

Al eliminar la vegetación leñosa, mejorar el crecimiento del césped y pisotear la nieve en busca de forraje invernal, los grandes mamíferos aumentan la cantidad de energía solar entrante que rebota en el espacio, conocida como albedo.

Dificultades

Los científicos no saben con precisión qué genes se necesitan para sobrevivir en el Ártico.

 

 

[amazon box = “B07GWSMYYL” template = “horizontal”]

 

LUCHAR CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO.

(EL OBJETIVO)

Resucitar a los mamuts con el objetivo de proteger el permafrost (ralentizar lo máximo posible el derretimiento del permafrost), esas partes del suelo que nunca se descongelan y evitar así desencadenar un ciclo de retroalimentación positivo (aceleramiento del calentamiento global).

El derretimiento del permafrost, acelerado por culpa del calentamiento global, hace que se liberen enormes cantidades de gases de efecto invernadero.

 

Deshielo del permafrost

Deshielo del permafrost

 

Se estima que la cantidad de carbono en estas zonas congeladas es aproximadamente el doble que la que actualmente hay en la atmósfera.

Si no se reduce el uso de combustibles fósiles en las próximas décadas, el permafrost podría ser una fuente de gases de efecto invernadero tan grande como el mayor emisor de mundo: China.

Los biólogos creen que el mamut sirvió como guardián de este ecosistema:

  • manteniendo los pastos
  • despejando el musgo
  • rompiendo árboles
  • dejando abundantes excrementos que fertilizaron el suelo

Si regresaran estos animales, todo esto podría recuperarse y contener las emisiones de dióxido de carbono.

El pastoreo invernal y el movimiento de los animales que deambulan libremente hacen que la nieve se compacte, disminuyendo el nivel de aislamiento. Esto permite que el permafrost se mantenga frío y no se derrita. Además, ayudan a restablecer pastizales de gran productividad.

Este ecosistema de pastizales, llamado “estepa gigantesca”, existió durante el periodo del Pleistoceno, pero se perdió cuando se extinguieron los grandes herbívoros como los mamuts lanudos.

El punto de partida de su trabajo es el material genético de restos congelados de mamuts que murieron hace muchos milenios.

Una vez logrado este objetivo, el siguiente paso sería poblar partes de Siberia con estos animales, buscando el requilibrio ambiental.

 

[amazon box = “B07X45NHTF” template = “horizontal”]

 

 

 

 

Opositores al proyecto

Hay quienes se oponen a la idea debido a:

  • problemas legales y éticos en el rescate de animales gigantes de la extinción.
  • la imprevisibilidad de saber cómo se comportarían estos mamuts en la Tierra hoy día.

 

Conclusión

El Ártico ya está cambiando y rápido. Adoptar un enfoque de ‘no hacer nada’ ahora es una decisión para permitir que ocurran cambios rápidos e irreversibles,

El objetivo es impulsar un nuevo método que llevaría a sustitutos de “especies extinguidas y esenciales” a sus hábitats originales para restaurar ecosistemas perdidos con potencial para frenar e incluso revertir los efectos del cambio climático.

 

 

Anímate y déjanos tu comentario. Gracias!!!

MAMUTS Y CAMBIO CLIMÁTICO

MAMUTS Y CAMBIO CLIMÁTICO, EL MAMUTS Y CAMBIO CLIMÁTICO

MAMUTS Y CAMBIO CLIMÁTICO,

 

Compartir